lunes, 16 de junio de 2014

¿Usás correctamente tu crema con ácido retinoico?

El ácido retinoico (también llamado tretinoína), es un potente derivado de la vitamina A. Hasta el día de hoy continúa siendo el mejor ingrediente anti-age de las cremas. 
Estimula la síntesis de colágeno, aumenta el recambio celular de la piel y disminuye la formación de melanina (pigmento que cuando se produce en exceso, ocasiona las manchas). Su acción también protege contra la colagenasa, una enzima que degrada el colágeno y cuya producción es estimulada por la luz solar.
La queja más común con respecto a su uso son los efectos secundarios que ocasiona como por ejemplo resequedad, irritación, descamación y fotosensibilidad.

Esto se puede evitar o mejorar siguiendo estos consejos:

1-    Aplicar de noche y usar poca cantidad: el tamaño de una arveja es suficiente para toda la cara. Realizar una distribución uniforme, evitando el contorno de ojos y comisuras labiales,  y no frotar demasiado.

2-    Aplicar la crema con ácido retinoico luego del hidratante: esto genera un riesgo mucho menor de irritación.

3-    Si tu piel no tolera su uso diario, entonces se puede aplicar cada noche de por medio.  Incluso en pieles extremadamente sensibles, es posible aplicarlo una vez por semana, y aun así obtener beneficios.

4-    Por la mañana siempre realizar una buena higiene con un limpiador suave, seguido de una crema hidratante y un protector solar con FPS mayor a 30.  El ácido retinoico acelera la renovación celular, por lo que la piel se volverá más sensible al sol y es imperativo utilizar el protector solar en todo momento.

Tené en cuenta que los grandes cambios no suceden de la noche a la mañana; toman algún tiempo. Pero con constancia y  perseverancia lograrás una piel joven, uniforme y radiante.

Probá los beneficios del acido retinoico al  0,025% Y 0,05%

Si queres conocer más acerca de Silk Gel 0,025 hace click aquí
Si queres conocer más acerca de Silk Gel 0,050 hace click aquí